¿Medicamentos para el cuidado de los huesos del Pastor Alemán?

Como sabréis, los huesos, tanto de las perros como del resto de animales, es uno de los aspectos más importantes a tener en cuenta. Para ello existen multitud de medicamentos que dotan a los huesos de ese aporte de calcio que hacen que tengan unos huesos duros. No solo disponemos de medicamentos para cachorros y adultos sino que tenemos incluso medicamentos para la etapa de gestación.

medicamentos para perros

Imagino que en este momento es cuando os preguntareis ¿mejor medicamento que comida natural? aunque parezca mentira en este sentido existen dos respuestas distintas. La primera respuesta es que si controlamos la cantidad de huesos que le damos a nuestro perro estos suelen bastar para que dispongan de calcio suficiente para el desarrollo de sus huesos. Pero, y aquí es donde entra la segunda respuesta, es que muchas veces estos huesos de comida que damos a nuestro perro puede no ser suficiente, por lo que un aporte a base de medicamentos es lo más lógico.

Para saber como están los huesos de nuestro Pastor Alemán bastara con acudir a nuestro veterinario, el cual, nos dirá su estado y en función de eso nos expondrá cual es lo más recomendable.

¿Son caros estos medicamentos para los huesos de nuestro perro? Bueno aquí entran dos factores importantes para contestar esta pregunta, uno es si nuestro perro es aun un cachorro o bien si es adulto. Los medicamentos para cachorros suelen ser más baratos rondando los 8 o 9 € en la mayoría de los casos (hay excepciones claro) mientras que los medicamentos para adultos suelen ser de 40€, y eso en lo que a huesos machacados se refiere, es decir, solo al calcio. Siendo muchas veces necesario la aportación de vitaminas cuyo precio suelen rondar los 15€ el bote.

También es cierto que estos precios pueden ser muy baratos o muy caros dependiendo de la economía que manejemos, aunque si queremos que nuestro pastor alemán disponga de unos huesos fuertes muchas veces no nos quedara otra que soltar la pasta para reponer las fuerzas perdidas en sus huesos.

PUBLICIDAD

This entry was posted in Blog. Bookmark the permalink.

Deja un comentario